Latest

Sports

Gossip

Covered

El PSOE conspira contra los saharauis a través de la Internacional Socialista

Rabat quiere un diplomático europeo en lugar de Ross 

Rabat quiere que a otro diplomático, en lugar de Christopher Ross. Esto es lo que El Othmani Saaddine intentará  justificar ante la Secretaria de Estado, Hillary Clinton, con quien se encntrará  "proximamente". El portavoz del Gobierno marroquí se ha limitado a aclarar que el conflicto del Sáhara será el tema central de esta reunión, cuya fecha y lugar no han sido fijados. 

Sin embargo, "fuentes" cercanas al tema del Sáhara Occidental en Nueva York piensan que Marruecos tiene la intención de mantener la presión sobre el Secretario General de la ONU para que designe lo antes posible a un europeo para la función de representante para el Sáhara Occidental Occidental, hasta entonces ocupada por el Sr. Ross. 

El silencio de Ban Ki-moon 

El pasado 17 de mayo, el jefe de la diplomacia marroqui había solicitado personalmente la ida del diplomático americano a Ban Ki-moon, a quien había informado de la decisión de su Gobierno de "retirar su confianza" al Sr Ross, acusado de "parcialidad" en el tratamiento del conflicto saharaui. Desde entonces, Rabat está impaciente por conocer la respuesta de Ban Ki-moon, cuyo portavoz había afirmado, poco después del 17 de mayo, que el Secretario General de la ONU tenia "plena confianza" en su Enviado Especial. 


Lo cual no significa que el Secretario General haya decidido seguir imponiendo su mediador actual, cuya misión se encuentra, actualmente, completamente paralizada. 


Por otra parte, nadie se imagina cómo las negociaciones entre el Polisario y el gobierno marroquí podrían reanudarse si alguna de las partes involucradas en el conflicto del Sáhara Occidental se niega a cooperar con las Naciones Unidas en la búsqueda de una solución para el Sáhara occidental. Es por lo que la opinión de los Estados Unidos podría influir en los acontecimientos posteriores. 

La señora Clinton podria, efectivamente, convencer a Ban Ki-moon para que proceda a la sustitución del diplomático estado-unidense o, por el contrario, pedir al "aliado" marroqui de EE.UU. que reconsidere su decisión de retirar la confianza a Christoper Ross. A ello se suma la posibilidad, bastante probable, de que el Representante de la ONU decide tirar la toalla, como lo hizo antes de él, en 2003, su compatriota y predecesor en este cargo, el Secretario de Estado James Baker. 

Las maniobras del PSOE 

El Gobierno de Marruecos se muestra impaciente ya que sabe que esta privado de sus dos principales apoyos a su plan de autonomía, el gobierno socialista español, que perdió las elecciones en noviembre pasado, y recientemente, el de Nicolas Sarkozy, que acaba de pasar, en familia, tres semanas de vacaciones en Marrakech invitado por el rey Mohamed VI. Ni el presidente español, Mariano Rajoy, ni su homólogo francés, François Hollande, quieren desmarcarse del marco de la legalidad internacional sobre el problema de descolonización del Sáhara Occidental, como lo hicieron sus predecesores. Esto irrita a las autoridades marroquíes que tuvieron que recurrir a sus "amigos", actualmente en la oposición. La derecha francesa no puede hacer nada por Rabat, debido a que tiene problemas con las elecciones legislativas que va a perder, según las encuestas, después de haber perdido el palacio del Elíseo. Entonces, el Rey Mohammed VI decide jugar la carta de la Internacional Socialista (IS) a través de los vínculos tradicionales entre los españoles y los socialistas marroquíes. Los socialistas españoles, de entre los que son reclutados los miembros más activos del lobby marroquí, van a trabajar activamente para el reino alauí. La agencia Europa Press informó de un almuerzo de trabajo organizado en Madrid, la semana pasada, por una baronesa del lobby, Elena Valenciano, número dos del PSOE, al que fueron invitados dos representantes del partido marroquí Unión de Fuerzas Socialistas Populares(USFP), el representante del Frente Polisario en Madrid, Beyoune Bouchraya, acompañado de un adjunto, y Abdelhamid Si Affif, ex presidente de la Comisión de Asuntos Exteriores del FLN, junto con el secretario general de la Internacional Socialista, Luis Ayala. La USFP, al igual que el FFS de Hocine Ait Ahmed, es ya miembro de pleno derecho de la Internacional Socialista, un estatuto al que aspira el FLN y en la cual el Frente Polisario tiene el estatuto de observador. 

Misión de la IS en Argelia y Marruecos 

El objetivo de la Sra. Valenciano sería el de "ayudar a reactivar el diálogo" entre el Frente Polisario y Marruecos. Es con este fin que una delegación de la Internacional Socialista tiene previsto viajar a Argelia y Marruecos, para "relanzar las negociaciones entre Marruecos y saharauis en el marco de la ONU " sobre el conflicto que les opone. 

Conocido por su apoyo al plan de autonomía marroquí, del cual es el inspirador y artifice de la iniciativa de la Internacional Socialista, el PSOE no ha expresado ningún apoyo a Christopher Ross, desde que Marruecos pidiera su cabeza. 

Observadores, conocedores del conflicto saharaui, ven en la maniobra del PSOE una iniciativa concreta cuyo objetivo inmediato sería el de marginar al diplomático estadounidense. 

Mas tarde, la IS ejercería presión sobre Ban Ki-moon, para obligarlo a buscar a un diplomático, europeo seria preferible, más favorable al plan de autonomía marroquí, algo asi como el ex-Representante Personal del Secretario General de la ONU, el holandés Peter van Walsun, cuya misión había sido bloqueada, por esta razón, en 2009, por el Frente Polisario. 

H. A. 

Traducción : Diaspora Saharaui
Don't Miss