Latest

Sports

Gossip

Covered

Las aguas intranquilas del Sáhara

Fuente: andalucesdiario.es / Por Joaquín Recio*

Comenzar un año con renovadas ilusiones. Este mensaje navideño, más próximo a las elucubraciones de ilusionista de un Mariano Rajoy, no se puede aplicar a ciertos casos. La verdad es que en el plano individual, diríamos del individuo, podemos felicitar y dar ánimos a la alegría personal que cada uno pueda desarollar, pese a los tiempos escalofriantes que estamos viviendo. Está en la lógica normalizada actual vivir fuertemente las emociones (diríamos consumismo) que nos trasladen fuera de los problemas acuciantes que nos implican y complican. Por así decirlo, de manera más directa y sencilla, no mires a tu alrededor más allá de tus amigos y familiares. Esto se puede entender como una forma de superación de la manida crisis, pero no es más que el argumentario necesario para que nos sigan amputando derechos a todos y a todas, pues perdemos la perspectiva del ciudadano frente al colectivo.

Como decía, esto no se puede aplicar a ciertos casos. Hay situaciones que cada vez tienen menos esperanza y procesos que no van a mejorar como no hagamos algo entre todos y todas. No hablo de la autodeterminación de Catalunya, ni del aborto como problema creado por la derecha, ni de la corrupción intrínseca a los partidos… Por supuesto, para saber qué procesos son los que necesitan más apoyo urgente sólo hay que ver dónde no ponen la lupa los medios de comunicación.

No sé si son conscientes del vacío informativo que sufre el pueblo saharaui en todas sus manifestaciones, tanto culturales, como políticas…Simplemente dejaron de existir. Y por supuesto como las relaciones con Marruecos se han normalizado por intereses comerciales y geopolíticos (frontera, OTAN…), se ha llegado a tal punto que no hay lupa que destaque la ignominiosa dictadura del país vecino. No hay seguimiento a los miles de presos de conciencia, provenientes en su mayoría del Movimiento de Diplomados en Paro (parados movilizados exigiendo empleo), o las más recientes torturas a jóvenes que intentaron realizar su primavera siguiendo la estela de la primavera tunecina. Y por supuesto la represión contra el pueblo saharui, al que se le arrebató su legítimo territorio ya hace la friolera de 37 años. Como dice el periodista y bloguero Iroel Sánchez en un artículo de su libro Sospechas y disidencias, hay realidades que son analizadas con una lupa inmensa, como es el caso de Cuba, para poder desprestigiar su gobierno, hacerle daño público a su proceso. Compara el trato informativo que se realiza con los llamados disidentes cubanos, al que se les hace un seguimiento exhaustivo, con la gran noticia que sería desde el punto de vista de los derechos humanos y que no se ha hecho: la represión y las agresiones a los periodistas en España durante las manifestaciones, especialmente en 2011, con el surgimiento del 15M (esto en otro país, como Cuba, saltarían todas las alarmas internacionales). Con el Sáhara, añado yo, no hay lupa, ni grande ni chica. Tan sólo se rompe el bloqueo gracias a iniciativas como el Festival del Sáhara o el intento de acceder al campamento de la vergüenza con activistas como Willy Toledo, entre otras iniciativas. La información que nos llega es escasa y si llega desvirtuada.

En el mes de septiembre pasado la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo aprobó el Informe Tannock sobre la situación de los derechos humanos en el Sahel y en el Sahara Occidental con un explícito reconocimiento al “legítimo derecho de autodeterminación del pueblo saharaui” y mostrando especial preocupación por las violaciones de derechos humanos en los territorios ocupados por Marruecos. El informe, que reconoce el status del Sahara Occidental como territorio no autónomo y por lo tanto pendiente de un proceso de descolonización, hace un llamamiento a Marruecos y al Frente Polisario a continuar sus negociaciones para alcanzar una resolución pacífica del conflicto. Además reafirma su apoyo a las resoluciones de las Naciones Unidas sobre el Sáhara Occidental; solicita pleno respeto de los derechos humanos y de las libertades fundamentales del pueblo saharaui, incluida la libertad de expresión y el derecho a manifestarse de forma pacífica.

Y esto que se aprueba, unos meses más tarde no tiene ninguna validez, porque se ha firmado un acuerdo pesquero con Marruecos, del que el Partido Popular ha hecho alarde a bombo y platillo porque viene a ayudar a la tan nefasta situación de los pescadores de la costa gaditana, especialmente de poblaciones como Barbate. Por otro lado el PSOE, aquel partido que dice tener como bandera la memoria histórica, le ha pegado una patada a la dignidad y a la memoria, y también se felicita de dicho acuerdo llegando incluso a plantear alguna moción de apoyo en los municipios afectados. Ambos partidos tienen expresidentes y exministros con intereses económicos en Marruecos.

Se ha firmado un acuerdo sobre unas aguas que son saharauis, que no benefician a los pescadores saharauis y que puede generar un problema medioambiental de sobrexplotación del caladero, afectando al futuro del mismo. Pero la lógica normal es el “sálvese quien pueda” y el PP-PSOE está muy contento de haber votado un acuerdo que ayuda a unas familias andaluzas y que arruina a otras en otra parte del mundo. Está en la lógica colonial este egoísmo depredador, y está en la práctica capitalista de los partidos mayoritarios ayudar al beneficio de unos cuantos sobre otros derechos fundamentales. Y todo esto mientras decíamos, “paz para todos” y “felices fiestas”. Un acuerdo insolidario como ninguno hecho bandera de buen gobierno.

Asco da ver cómo un acuerdo se puede vender como positivo, cuando ha sido las políticas nefastas de los gobiernos los que han provocado la ruina de los pescadores andaluces. No se ha realizado ningún plan de revitalización y desarrollo de la pesca más allá de conseguir fondos europeos, sin perspectivas de futuro de un sector que podría ser puntero y más generador de riqueza social.

Vamos a tener que proponer personas non gratas en Andalucía a todos los presidentes de la Junta de Andalucía que han arruinado al sector pesquero. Aquí algunos sólo quierensol y buen tiempo y si es para los alemanes mejor que mejor, los problemas que se lo coman otros, y si esos otros son pobres y además olvidados, mejor, así de momento parecemos que todavía somos la Andalucía imparable, mientras enterramos el principio ético y justo de la solidaridad cueste lo que cueste.

Lo que nos quedará por ver me vuelve las tripas del revés.



* CUENTA CON ESTUDIOS EN FILOLOGÍA CLÁSICA E INVESTIGACIÓN SOCIAL PARTICIPATIVA. HA PUBLICADO ARTÍCULOS SOBRE DEMOCRACIAS PARTICIPATIVAS EN DIVERSOS LIBROS COLECTIVOS Y HA COORDINADO, ENTRE OTRAS OBRAS, ‘DIEGO CAÑAMERO VALLE, EL HOMBRE CON LOS PIES EN LA TIERRA’. LAS PUBLICACIONES PARA PÚBLICO INFANTIL Y JUVENIL HAN SIDO RECURRENTES EN SU TRAYECTORIA (‘LA REPÚBLICA DE LAS LETRAS’, ‘ALÍ EN EL PAÍS DE LAS ALCANTARILLAS’, ‘Y LO LLAMABAN CARAPAPA’. COLABORA EN TERCERAINFORMACIÓN Y MUNDO OBRERO, ENTRE OTROS MEDIOS. SE DEDICA FUNDAMENTALMENTE A LA COOPERATIVA ATRAPASUEÑOS, DONDE ASUME LA COORDINACIÓN EDITORIAL, Y PARTICIPA EN LA COOPERATIVA COOP57.
Don't Miss