Latest

Sports

Gossip

Covered

El régimen Majhzeniano de Marruecos comete un nuevo crimen cobarde.

(N del T: Majzen o Majzén es una palabra árabe que significa almacén y que designaba antiguamente al Estado marroquí y en la actualidad a su oligarquía o gobierno en la sombra).


El régimen fascista de Marruecos cometió un nuevo crimen, esta vez contra el activista saharaui de Derechos Humanos, Hassana Elouali Aaleya, miembro del Comité contra la tortura, el cual tuvo lugar en la prisión de Dakhla, en la noche del 28 de septiembre. En un comunicado de fecha 27 de septiembre hecho por los presos políticos de la prisión de Dakhla fue denunciada la brutalidad de las autoridades penitenciarias marroquíes contra su camarada Elouali, al cual dejaron sin atención médica a pesar de que estaba en un estado muy deteriorado tras varias huelgas de hambre y la torturas a las que fue sometido.Debido a la presión de la población saharaui que siguió de cerca el estado de salud de Elouali, las autoridades coloniales de Marruecos decidieron transferir al activista al hospital militar, donde él no tenía derecho a ningún examen médico. Fue trasladado de inmediato a una sala especial, rodeada de policías. Sabiendo que era diabético, en lugar de reducir su nivel de azúcar en la sangre mediante medicinas, se le suministró glucosa, aumentando su tasa hasta niveles superiores a 126mg/dL (7mm/mol), lo que lo llevó a un coma diabético que trajo como resultado su fallecimiento. Esto es un asesinato cometido impunemente que contó con la indiferencia total de las ONG’s que se jactan de defender los derechos humanos, pero sólo cuando les conviene. El régimen criminal de Marruecos una vez más muestra su horrible rostro con la ‘liquidación’ de un preso político, seguido por la represión salvaje de las manifestaciones de la población saharaui en Dajla, que tomó las calles el 29 de septiembre para protestar contra este asesinato deliberado. Ningún reportero de Occidente o de otro lugar se trasladó a filmar los acontecimientos, porque los occidentales siempre han apoyado a la monarquía medieval de Marruecos que tortura y extermina a la población del Sáhara Occidental con la más completa impunidad. El régimen del apartheid de Marruecos ha tenido su Steve Biko en la persona de Hassana Elouali que ha sido tratado de la manera más inhumana que podamos imaginar. Esto proporciona información sobre el grado de fascisization del Estado marroquí que no duda en asesinar a la población saharaui y que se beneficia con el silencio y la complicidad de la comunidad internacional. El Sahara Occidental sigue siendo uno de los últimos ejemplos más crueles de colonialismo, como Palestina el pueblo saharaui continúa contando sus muertos en las cárceles infames del régimen torturador marroquí.

Sin ofender al reyezuelo de Marruecos y sus amos sionistas de occidente, la liberación del pueblo saharaui es una necesidad histórica. No es casualidad que el régimen tipo apartheid que hace estragos en el Sáhara Occidental es similar al genocidio vivido por el pueblo palestino, ya que la monarquía marroquí está estrechamente vinculado con Israel, en particular a través de sus asesores sionistas como André Azoulay, un político marroquí de origen judío sefardí. Los crímenes cometidos por Marruecos en los territorios ocupados del Sáhara Occidental casi son una copia de lo que hizo Israel en los territorios ocupados de Palestina. Estos dos casos que caen bajo la categoría del colonialismo más absoluto y permanecen dependiendo del capricho de los poderosos y de las agendas de uno u otro. En cuanto a los pueblos, sus sufrimientos están aumentando día a día, con su cuota de dolor, lágrimas y sangre. El pueblo del Sahara Occidental debe recuperar su libertad e igualmente el pueblo palestino, a pesar de los deseos de un reyezuelo insignificante que quiere evitar que la rueda de la historia siga girando. Los despreciables gobiernos occidentales que pretenden ser democracias, mientras destruyen a otras naciones y civilizaciones, tienen una responsabilidad evidente en la no resuelta y difícil situación del pueblo del Sáhara Occidental y cada muerte se suma a la larga lista de crímenes del cual todos son todos cómplices. Todo hombre libre debe luchar por la independencia del pueblo saharaui, así como se lucha por el pueblo palestino. Hoy 3 de octubre tuvo lugar una manifestación en Paris, en memoria de Hassana Elouali, mártir del pueblo saharaui. Espero que este movimiento de solidaridad marque el comienzo de una toma de conciencia sobre lo que está sucediendo en los territorios ocupados del Sáhara Occidental, donde la gente está sufriendo en forma cotidiana la mas cruel opresión ante el desconocimiento total del resto del mundo. Los señores Jefes de Estado occidentales, ¡son unos hipócritas con doble moral! Cuando se trata de la Ucrania o Hong Kong, habilitan todas las ONG’s para proteger sus intereses. Aquí estamos frente a un asesinato político deliberado, ¿Qué tienen que decir, entonces? ¿Dónde están Human Rights Watch, Amnistía Internacional, Freedom House, etc, entidades que han devastado tantos países bajo el falso pretexto de la defensa de los derechos humanos? ¿Dónde está el senador John McCain y sus valores del capitalismo? Usted, señor McCain, y su régimen vasallo de Marruecos tienen toda la responsabilidad por la muerte de Hassana Elouali. Este asesinato político adicional es indicativo del verdadero rostro del imperialismo criminal y fascista que nunca ha cambiado y que nunca va a cambiar. La sangre de los pueblos es su elixir. ¿Llegará el día en que suene la hora de la justicia y los responsables tengan que pagar por sus crímenes contra la humanidad. En cuanto a nosotros, nuestra pluma siempre estará del lado de los oprimidos donde quiera que estén, frente a la ignominia de la opresión.

Mohsen Abdelmoumen



Muchas gracias a Wikano por la traducción: http://en.wazzia.com/apps/long-x4/?&lang=en

Don't Miss