Latest

Sports

Gossip

Covered

Marruecos, el mal necesario de los valencianos

Jesús Montesinos


Marruecos tiene el don de la oportunidad. Está por ahí bajo sin hacer ruido y de repente nos da en las narices (siempre en vísperas electorales). En una semana la negligencia de los gendarmes marroquíes causa la muerte de un montañero español y el juez Ruz procesa a once militares de aquel país por su comportamiento en la ocupación del entonces Sáhara español. La gente se enfada y dice que los moros nos toman el pelo y que ya está bien de aguantar. Pero ahí medio oculto quedan los muchos intereses de los valencianos en Marruecos.

Según la Cámara de Comercio de Valencia más de 250 empresas valencianas exportan a Marruecos con un volumen tal que representa el 20 por ciento del total de las exportaciones españolas a ese país. ¡El 20 %! Pero es que además hay más de un centenar de empresas valencianas afincadas en Marruecos con un volumen de negocio muy importante y unas mayores relaciones financieras. ¿Cómo vamos a meternos con los marroquíes si allí tenemos parte de nuestro bolsillo?.

En Marruecos hay empresas valencianas de azulejos, calzado, industria agroalimentario, cítricos, textil, pescado, ingeniería agroalimentaria y cuero. Empresarios que han montado allí buenos negocios y emplean mano de obra española y nativa. La mayor parte de la producción naranjera de ese país tiene su origen en valencianos que fueron allí a plantar variedades que aquí tenían una producción muy cara. Y, por supuesto, se venden en los mercados europeos bajo la marca Valencia. ¡Faltaría más!!.

Hay industrias de Rafelbunyol, Alboraya, Moncada, Ribarroja, Monovar, Onda, Valencia , etc. Y un par de multinacionales valencianas tienen allí sus mejores proveedores agroalimentarios. En Marruecos se han tintado todos los vaqueros fabricados bajo marcas valencianas. La variedad de naranjas führer, que es la más productiva del mercado de cítricos, tiene patente marroquí (una empresa del Rey Mohamed VI) y en Valencia hay bofetadas por conseguir licencia y plantones. ¿Cómo vamos a pelearnos a estas alturas por lo del Sahara o por los excursionistas? Ni siquiera por los saltos en la alambrada de Melilla.

Por razones profesionales estuve atendiendo periodísticamente lo que ocurría en el Sáhara desde mucho antes de la Marcha Verde, cuando Franco tenía prohibido hablar del Frente Polisario y demás movimientos independentistas. Y ya entonces estaba claro que ese territorio sería para Marruecos, porque a los americanos les interesaba más la seguridad que les daba el Rey Hassan II que la incierta situación española tras la dictadura. Y así fue. Y así también se abrió el mercado marroquí para los españoles, que consiguieron desplazar a los franceses en muchos sectores. Y en parte de ellos (textil, calzado y cítricos) los valencianos ocuparon el lugar más destacado. ¡El negoci es el negoci y todos los gobiernos traicionaron al Polisario!!.

Marruecos aparece en nuestras agendas de repente porque ellos saben muy bien medir el tiempo, como buenos árabes. Y siempre aparecen en vísperas electorales. Calientan el ambiente. Consiguen lo que buscan (a veces solo posicionarse) y dejan en ridículo a cualquier gobernante español, que sabe que no puede pasar de Perejil porque entonces apretarían a unas cuantas empresas españolas que allí se ganan la vida con unos buenos márgenes. ¿Nos vamos enterando??.

Don't Miss